Conociendo el Amazonas

12,159
twitter twitter EmailCopiar Enlace
Conociendo el Amazonas
Febrero 03 de 2015 - Héctor Ocampo. Travel Blogger

En medio de la lluvia, como suele estarlo por casi 6 meses al año, Leticia, capital del Amazonas y frontera con Perú y Brasil, nos recibió sobre el medio día, luego de 90 minutos de vuelo desde Bogotá, tras un vuelo previo desde Medellín vía LAN.

Este viaje lo esperaba con mucha ansiedad, pues es uno de esos destinos que casi toda la humanidad quiere visitar, ya sea por su gran biodiversidad, por su exótica gastronomía, por la variedad de etnias y costumbres, o por ser el pulmón del planeta.

Biodiversidad Amazonas

Al llegar al aeropuerto Alfredo Vásquez Cobo lo primero que se debe hacer es cancelar un impuesto de entrada que tiene un valor de $20.000, para luego pasar a una requisa del equipaje a manos de la Policía Nacional. Hay que llevar efectivo a la mano, pues solo hay cajeros en el centro de la ciudad y sin el pago del impuesto, no es posible salir terminal aéreo.

El valor del taxi hasta el centro, donde buscaría alojamiento, fue de $8.000. Luego de visitar varios lugares, me decidí por el Hotel Casa Renzeta, bastante agradable por ser pequeño y por la amabilidad de la familia dueña del lugar. La noche tenía un costo de $50.000 por persona.

Mojojoy Amazonas Colombia

Sin mucha demora dejé el equipaje y me fui a buscar almuerzo. Uno de los lugares más conocidos y recomendados es Tierras Amazónicas, un restaurante en el que sirven mojojoy relleno de queso, piraña en escabeche y chicharrón de pirarucú, entre otras delicias. Los precios de los platos fuertes varían entre los $14.000 y los $25.000, mientras que el mojojoy vale solo $6.000.

De compras en Tabatinga

Tabatinga Amazonas BrasilComo ya no me quedaba mucho tiempo esa tarde, decidí aprovechar para hacer compras y conocer Tabatinga, población limítrofe con Leticia, y que pertenece a Brasil. Lo que más compran los turistas son dulces, licores y sandalias a muy buen precio, ya que como aseguran los colombianos, desde que Dilma Rousseff llegó a la presidencia, la moneda se ha depreciado en casi un 25%. Un real se puede adquirir por cerca de $750, mientras que hace unos años costaba $1.000.

Tabatinga la verdad no tiene mucho más que comercio. Sus vías principales se encuentran en muy buen estado, los taxis en su mayoría son Peugeot, Fiat y Volkswagen, y su principal medio de transporte son las motos. Todos los vehículos llegan en Barco o en avión.

Parque Santander LeticiaMuy pocas personas hablan español y eso dificulta un poco las compras, en especial si se trata de calzado, pues las tallas son diferentes a las de Colombia.

Según los habitantes de Leticia, no es muy conveniente quedarse allí en la noche, por lo que salí más bien temprano del lugar, caminando, tal cual como llegué. También me hablaron de un evento de Garotas que se realiza solo los días domingos a orillas del río, en horas de la tarde, pero a ese no pude asistir.

Al caer la tarde, una buena alternativa es visitar el Museo Etnográfico  y el Parque Santander. En este último un pequeño lago en el que se pueden observar algunos ejemplares de la victoria regia, así como centenares de loros a pasar la noche.

Recorrido por el Río Amazonas

Canoa en AmazonasEste sin duda es uno de los principales atractivos de visitar esta zona del país. Un río que en sus lugares más anchos puede alcanzar los 3 kilómetros y que en época de lluvia es una verdadera pista de obstáculos, gracias a la cantidad de ramas y troncos que arrastran sus caudalosas aguas.

Nuestra lancha salió del puerto sobre las 9 de la mañana para lo que sería una jornada bastante extenuante pero entretenida. En un mismo día se visitan la comunidad de Macedonia, Puerto Nariño, la Isla de los Micos, el Lago Tarapoto y Puerto Alegría.

Como caía bastante lluvia nos tuvimos que equipar con impermeable y buen repelente, antes de partir río arriba en lo que sería una expedición de casi 9 horas.

Comunidad Macedonia AmazonasEl primer lugar que pudimos visitar fue Macedonia luego de casi 90 minutos en lancha. Se trata de un resguardo de la comunidad Ticuna, en la que los indígenas realizan una pequeña danza ancestral e invitan a los viajeros a hacer parte de ella. Es posible además tomarse fotos y comprar artesanías, la gran mayoría elaboradas con balso y palo sangre. Es recomendable llevar efectivo en billetes de no muy alta denominación.

Victoria Regia AmazonasPartimos rumbo a Puerto Nariño, segunda población en importancia del departamento, pero antes de llegar aprovechamos para conocer en una de las estribaciones del río, la victoria regia o victoria amazónica, el más grande de los lirios de agua que incluso puede superar el metro de diámetro. Nos desmintieron el falso rumor de que es posible posarse sobre ella y que lo que circulaba en youtube era un video de una réplica de la planta, hecha sobre una tapa que si soportaba el peso de una persona.

Sobre la una de la tarde llegamos a Puerto Nariño para almorzar. Mientras desembarcábamos pudimos apreciar varios delfines. Según Ramón, un lanchero que lleva más de 34 años navegando el Amazonas, los machos son los de color rosado y las hembras son las grises.

Puerto Narino AmazonasLa comida aquí es abundante, fresca y muy rica. La sirven tipo buffet y es posible repetir si el organismo lo aguanta, pero como aún nos esperaba el regreso de más de 2 horas en lancha, no era muy recomendable.

Satisfechos con la comida, nos dirigirnos al mirador que tiene unos 20 metros de altura y cuyo ingreso tiene un valor de $2.000. Desde lo alto se puede apreciar los Ríos Amazonas y Loretoyaco, el Lago Tarapoto y parte de la inmensa selva, así como una considerable cantidad de palmas de chontaduro. Aquí también hay puestos de artesanías, así como venta de frutos y plantas medicinales.

Manglares AmazonasDe regreso en el río, como íbamos en una lancha pequeña, atravesamos por los manglares para entrar al Lago Tarapoto por otra vía. En ese punto pudimos ver muchas especies de libélulas y de aves como mochileros, arrendajos y loros, además de otros muy coloridos que ni el guía pudo identificar.

En este lago, de aguas quietas y oscuras, muchos turistas acostumbran bañarse, pero lo recomendable es hacerlo en verano, cuando además se pueden apreciar majestuosos atardeceres e incluso los delfines se adentran en él para nadar.

Isla de los Micos AmazonasDe regreso, ya un poco agotados, paramos en Santa Sofía, también conocida como la Isla de los Micos, donde se estima viven más de 2.500 monos fraile o araña, en algo más de 400 hectáreas. Los turistas pueden alimentar a los primates mientras estos se trepan sobre ellos en busca del preciado banano. Es una actividad bastante divertida que no hicimos en la mañana porque cuando llueve los micos no bajan de los árboles.

Por último llegamos a Puerto Alegría, un poblado peruano a 20 minutos de Leticia donde hay algunos animales comunes en la región como Guacamayas, Serpientes, Babillas, Tortugas Matamata y osos perezosos. Nos tomamos algunas fotografías a cambio de la respectiva propina voluntaria y sobre las 6 tarde arribamos a Leticia para finalizar nuestra faena por el Río Amazonas.

Ecoturismo y Aventura en el Amazonas

Leticia Kilometro 11En nuestro último día no podíamos dejar pasar la oportunidad de adentrarnos en la selva y por eso nos dirigimos hacia las afueras de Leticia, vía a Tarapacá, donde se encuentran varios escenarios naturales ideales para la reconexión con la naturaleza y para la realización de actividades de eco turísticas y de aventura, tales como caminatas, escalada, rappel, ciclopaseos, canopy, kayak o simplemente para disfrutar de los balnearios o conocer las costumbres y tradiciones de los indígenas en los resguardos huitotos y ticunas.

Cerca del kilómetro 11, al que se puede llegar en buseta por tan solo $2.400, en un recorrido de cerca de 30 minutos, se encontraban dos de los lugares emblemáticos de la zona: La Reserva Natural Tanimboca y el Parque Ecológico Mundo Amazónico.

Serpiente Piton AmazonasPor razones de tiempo, pues en la tarde tenía el vuelo de regreso, solo pude asistir al primero, donde en compañía de Harry, guía e indígena Ticuna, realicé una caminata de unos 30 minutos por la selva para luego afrontar el ascenso a un árbol de 35 metros de altura en donde iniciaría un periplo por entre decenas de árboles más.

Luego de superar el primer reto, nos esperaba el canopy. Esta vez serían dos trayectos: uno de 32 metros de distancia y otro de 110 metros a una velocidad aproximada de 40 kilómetros por hora. Para finalizar la jornada pasaríamos un puente tibetano de unos 30 metros, para luego descender cerca de 20 en rappel. Antes de bajar pudimos observar Monos Leoncito, los primates más pequeños de las Américas y que se alimentan de la corteza de los árboles.

Canopy Tanimboca LeticiaLa actividad, también conocida como Docel, tuvo una duración aproximada de 3 horas y un costo de $60.000 e incluía la hidratación. Les recomiendo usar camisetas de manga larga y abundante repelente, pues en esta zona del país hay demasiados zancudos por metro cuadrado.

En Tanimboca también se pueden realizar recorridos en kayak por $30.000 o un pasadía que incluye además de Kayak y el Docel, la alimentación. Pero si quiere, también puede dormir en las casas de los árboles, lo cual le incluye una caminata nocturna por la selva.

Sobrevolando el AmazonasAlgo cansado por el esfuerzo físico y por la humedad que en Leticia es del 85%, partí rumbo al hotel para hacer el checkout sobre el medio día, antes de dirigirme al aeropuerto Alfredo Vásquez Cobo, donde abordaría mi vuelo con destino a Medellín, haciendo escala previa en el aeropuerto El Dorado de Bogotá.

Sin lugar a dudas es un viaje que me gustaría repetir, pero con más tiempo disponible. Leticia y el Amazonas en general, tienen muchas cosas por mostrar, así que espero volver y esta vez demorarme al menos unos 5 días para conocer muchos más lugares y especies animales, esta vez en plan familiar.

Recomendaciones

  • Si va de compras a Tabatinga, lleve reales en lugar de pesos.
  • Use abundante repelente y camisetas manga larga.
  • Tenga en cuenta que el invierno por lo general va de diciembre a junio y el verano de julio a noviembre. En temporada invernal recuerde llevar botas pantaneras y tenga paciencia, pues el wifi casi nunca funciona.
  • Manténgase hidratado. La humedad es muy alta.
  • La red celular de mayor cobertura es la de Claro.
  • Si no tiene actividades programadas, visite el PIT (Punto de Información Turística) y solicite información.

Video de Conociendo el Amazonas

Noticias relacionadas