video0

Cocodrilo del zoológico Matecaña murió por imprudencia de los turistas

2,895
twitter twitter EmailCopiar Enlace
Cocodrilo del zoológico Matecaña murió por imprudencia de los turistas
Publicado en Julio 17 de 2007

El único cocodrilo que se encontraba en el zoológico Matecaña de Pereira murió víctima de la falta de cultura de los visitantes, pues el reptil ingirió las piedras que le lanzaban los imprudentes turistas.

Al momento de disecar el cadaver del animal se le encontraron dos kilos de rocas, lo que lo indigestó y lo llevó a la muerte sin darle la posibilidad a los veterinarios del zoológico de hacer algo por el gigante de los ríos, que medía 2.5 metros.

Con el objetivo de evitar que otros ejemplares del zoológico corran con la misma suerte, los directivos del Matecaña preparan medidas educativas para crear en los visitantes la cultura de la protección en lugar de la mala costumbre de atacar los animales que están expuestos.

La Directora de Educación del Zoológico Matecaña, precisó que se va a, "reforzar las estrategias de educación a través de los 120 jóvenes que guían a los turistas durante los fines de semana".

Con mimos que amablemente llamarán la atención de los turistas que actúen indebidamente y otras estrategias pedagógicas, se propugnará por el bienestar de los ejemplares.

En remplazo del cocodrilo muerto, el Parque Caimanes de Córdoba, enviará al Matecaña un nuevo reptil de la misma especie, conocida como "narigudo", que puede llegar a medir hasta 7 metros.

El cocodrilo muerto llevaba 20 años en el zoológico y convivía al lado de otros 799 animales de 150 especies diferentes, a pesar que su hábitat natural son las selvas americanas. El ejemplar tenía una esperanza de vida de cincuenta años.

Un caso similar ocurrió en 1997 cuando un elefante africano traído de la Hacienda Nápoles, propiedad del extinto narcotraficante Pablo Escobar, murio al ingerir unas latas de gaseosas que le arrojaron los turistas.